Ayuntamiento de Tapia de Casariego

Ayuntamiento de Tapia de Casariego        Acceso a la Sede Electrónica                Acceso a la Visita Virtual
| Inicio | Contacto | Mapa Web | RSS |

Domingo, 29 de Mayo del 2016

Historia del Municipio

El concejo de Tapia tiene entidad autónoma desde tiempos relativamente recientes, ya que hasta mediados del siglo XIX se hallaba incluido en el municipio de Castropol. Se encuentra situado en la rasa litoral, que posee unas condiciones bioclimáticas favorables para la vida del hombre, por lo que se han descubierto en algunos lugares del actual concejo materiales prehistóricos correspondientes al paleolítico inferior y propios de la cultura achelense. Son principalmente instrumentos en cuarcita como bifaces, cantos, raederas, una especie de maza y un raspador localizados en Salave y El Cornayo.

La siguiente etapa arqueológica bien documentada es la época castreña, y es el actual territorio tapiego uno de los más densamente ocupados por estos peculiares núcleos de poblamiento. Hay nueve castros en total, catalogados por J.M. González: EL Picón y Castello, en Campos y Salave; Las Coronas, en La Roda; Las Cercas y los Castillos de Pereira, en El Monte; Campo de San Lorenzo y el Castelón del Cornayo, en Serantes, y los Castros o Castro de Represas, en Tapia. Cinco de ellos, además, están clasificados como grandes castros del sector Lucense, donde se hallaban encuadrados bajo la Administración romana. Los pueblos prerromanos asentados aquí eran los egobarros, en la ribera del Eo, y los cibarcos, junto al río Porcía. La gran densidad de poblamientos castreños puede deberse a la presencia de numerosas explotaciones mineras antes y durante la dominación romana.

La Edad Media se caracteriza por la gran influencia que los poderes feudales ejercen sobre la zona, en especial los eclesiásticos. Será alrededor de los monasterios de San Martín y San Esteban donde va asentándose la población.

En el año 1154 el territorio pasa a manos del Obispado de Oviedo, cedido por el rey Alfonso VII.

En época bajomedieval el puerto de Tapia tiene ya cierta importancia pesquera. Existen referencias, asimismo, a la existencia de un hospital de peregrinos, en relación con el continuo ir y venir de caminantes por el ramal costero del Camino de Santiago.

En 1580 la desamortización llevada a cabo por Felipe II da la independencia jurisdiccional a los vecinos de Tapia y Salave. Pero no será hasta el siglo XIX cuando Tapia consiga tener un Ayuntamiento autónomo. Será Fernando Fernández-Casariego el artífice de la conversión de Tapia en una villa a partir de la aldea primitiva, logrando que el Gobierno aceptase en 1863 la creación del nuevo concejo de Tapia, independiente de Castropol. Costeó también la construcción de un Instituto de Segunda Enseñanza, la casa consistorial, nuevos muelles y otras obras, que cambiaron radicalmente su fisonomía. El territorio del nuevo concejo se obtuvo segregando del de Castropol las feligresías de San Esteban y San Martín de Tapia, San Andrés de Serantes y Santa María de Campos con San Salvador de Salave, y anexionándose la parroquia de Santa María del Monte del concejo de El Franco. Más tarde se acordó denominar la capital del concejo como Tapia de Casariego en recuerdo a su benefactor, que había obtenido en 1872 los títulos de marqués de Casariego y vizconde de Tapia.

La villa experimentó un rápido crecimiento con la instalación de diversas fábricas: la de cerillas La Casualidad, la serrería La Industrial y varias factorías conserveras. Actualmente Tapia se ha consolidado como un importante centro vacacional estival y de ocio, y se ha convertido en la principal villa costera de la marina occidental asturiana.

Personajes Ilustres:

Fernando Fernández-Casariego y Rodríguez Trelles (Marqués de Casariego y Vizconde de Tapia desde 1872) 1792-1874. A el se debe la independencia de Tapia de Casariego (perteneciente con anterioridad a Castropol) y obras como el Instituto, el Ayuntamiento o el Puerto, entre otras.

Fernando Casariego comerció con telas. Emigró a Madrid donde hizo fortuna (contratos con el ejército). Militó inicialmente en el partido progresista (1820). Se aprovechó de la época de guerras (independencia, carlista, Marruecos) para hacer negocios y préstamos. Se aprovechó también de la desamortización de Mendizábal (1836-37) amigo suyo. Peso importante en el Banco de San Fernando, después sería Banco de España.

Consiguió la independencia de Castropool en 1863 - Tapia ya había sido independiente en 1814 y entre 1820-1823 (en 1916 se pasó a llamar Tapia de Casariego en honor al artífice de la independencia, en principio se llamaba As Tapias), en 1930 se inaugura la escultura de bronce de cuerpo entero, contratado a Arturo Sordo y Álvarez 1925.

Gonzalo Méndez de Cancio. (1554 -1622) fue un marino español, conocido por haber traído el maíz a Asturias y haber hecho la primera plantación de maíz en Tapia de Casariego. En su casa, el Palacio de Cancio en Tapia, se conserva aún el arca de cedro donde vinieron las primeras semillas de maíz de las Indias, que sembró en las tierras que poseía frente al Palacio. Es conocido además por haber derrotado a Francis Drake. Desempeñó los cargos de gobernador de Florida, alcalde mayor de Castropol y capitán de milicias. 

Fernando Villaamil Fernández-Cueto (1845 - 1898). Héroe militar. Capitán del Navío de la Armada Española, inventor del destructor y capitán del primer buque escuela de la historia de la Armada con el que dio la vuelta al mundo en el primer viaje del buque-escuela. Murió heroicamente en acción de combate en la batalla de Santiago en la guerra hispano-estadounidense. Era el heredero y sucesor del Palacio de Villaamil (en el lugar de Villaamil, en la parroquia de Serantes), donde se crio. En aquellos tiempos no existía todavía el Concejo de Tapia de Casariego, de modo que el lugar de Villaamil y la parroquia de Serantes pertenecían al Concejo de Castropol. Por ello, los Ayuntamientos de Tapia y Castropol se disputan la figura de Fernando Villaamil. En el parque de Castropol, frente al casino, se levanta una estatua dedicada a su memoria, sufragada por suscripción popular iniciada por la reina regente.

Ramón Fernández Reguero (1775 -1840). Científico, agronomista e inventor. Nació en el lugar de Jarén, en la parroquia de Serantes. Entre otras cosas, ideó el método de conducir en los carros del país los cañones de campaña e inventó un carro de fuego de mucha ventaja no sólo contra la Infantería sino contra la Caballería enemiga, que sólo puede entenderse como un vehículo militar movido por máquina de vapor. En 1836 inventó (proyectó, diseñó, construyó e hizo funcionar) un vehículo para labores agrícolas propulsado por máquina de vapor. Fue por tanto un indudable precursor del carro de combate y del tractor agrícola.

Bartolomé Yáñez de Villaamil. Siglo XII. Caballero y ricohombre.

Francisco Antonio Villaamil y Saavedra. (1714 - 1801). Clérigo e historiador.

 

Ayuntamiento de Tapia de Casariego
Plaza de la Constitución, 1
33740 Tapia de Casariego (Asturias)
Tfnos.: 985 62 80 80 - 985 47 25 88
Aviso Legal

Ministerio de Industria, Turismo y Comercio Plan Avanza Fondo Social Europeo Gobierno del Principado de Asturias  Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER)

Desarrollado por: eDise